Logo EPI Excelencia Profesional Integral, S.C.
La superación es producto del estudio constante
Inicio Quiénes Somos Mensajes de Superación Capacitación Docencia Egresados Contáctanos
Las Madres Solteras
Por: José Manuel Guzmán Godos

  
445 consultas
A tiempo presente, en toda reunión o charla de café donde hay mujeres, la charla deriva en traer el tema de la pareja, se habla de la soledad femenina, de su constante busca de pareja, de la decepción de las exparejas y de lo irresponsables que son los hombres.

En tiempos modernos, existe una altísima cantidad de madres solteras; algunas por elección, (las menos) otras por abandono, por rompimiento mutuo, etc.

Las madres solteras actuales tienen el concepto de que los padres (varones) no son necesarios para criar un hijo o que si participa, debe intervenir tal y como la madre lo desea y lo manda, y si no es así, entonces lo satanizan, acusándolo de irresponsable, de poco participativo y ausente.

Con estos cambios sociales en donde se permite cualquier tipo de familia, las relaciones de pareja y de crianza de niños se complican.

Ciertamente, la madre soltera debe multiplicar sus actividades productivas y de atención a sus hijos y el precio es muy alto… sacrificar su vida personal como mujeres.

En esas pláticas, las mujeres hablan mucho de conseguirse una nueva pareja, una y otra vez. Algunas comentan que tuvieron tres hijos o cuatro… y con diferente papá!

También se observa el tedio y el cansancio de la responsabilidad de la crianza, aunque, a decir verdad, algunas asumen el papel con mucha responsabilidad.

Los problemas de una relación de una madre soltera son muchos.

  • Maternidad a una edad temprana.
  • Rechazo de los padres por la idea de que la muchacha les “falló”
  • Que el crío crezca sin una figura paterna (que sin duda le hará falta)
  • Cargarle a los abuelos el cuidado y la crianza del hijo, cuando la mamá soltera debe de salir a trabajar, los abuelos necesitan descansar y no volver a empezar con la crianza de otro pequeño.
  • Truncarse los sueños por estar atada a la responsabilidad de criar un hijo.
  • Perderse de la aventura de vivir y realizar los sueños personales.
  • Soledad y carga pesada por la incertidumbre de no saber qué pasará a futuro.
Habría que reflexionar por qué son madres solteras;

¿Qué falló en la relación? ¿Sólo el varón?

¿Había pleno conocimiento de que el varón con el que concebían era un tipo responsable para las cosas serias de la vida o sólo era el galán que las divertía, las hacía reír, las paseaba y las llevaba a “pistear”?

Si de novios, el tipo es irresponsable, ¿por qué consentir que sea el padre de los hijos?

¿La relación de pareja, NECESARIAMENTE debe de tener como consecuencia tener hijos?

¿Por qué habiendo tanta información sexual y tantos anticonceptivos, a nadie se le ocurre llevar condones o pastillas del día siguiente o informarse de cualquier otra alternativa anticonceptiva?

¿Tener un hijo sin la madurez adecuada y sin el recurso económico adecuado, es lo mejor para una mujer?

Ciertamente las madres solteras son heroicas cuando asumen la responsabilidad de atender a sus hijos. Sin embargo, la carga emocional que conlleva no es necesaria.

Sin embargo, estamos en el muro de las lamentaciones por los resultados que se observan.

Ser madre soltera, ¿es un heroísmo o una decisión equivocada por falta de prevención y juicio?

Bertha una bella edecán de 22 años. Hermosa por fuera y por dentro. Terminó su licenciatura en educación. Mucho tiempo trabajó en bares y antros, ahí conoció a un varón que le gustó muchísimo. Comenzaron a salir. A la primera relación ella quedó embarazada; se ilusionó y se fue a vivir con él. Se instalaron en casa de un hermano en una ciudad de provincia. El tipo era un patán… alcohólico, irresponsable, agresivo. No se hará responsable del hijo y de la mujer de ambos. ¿Quién es responsable de esta situación? Los dos. No se cuidaron. Se precipitaron. No se protegieron.

¿Quién es la victima? El bebé.

¿Qué falló? Darle juego a la calentura sin protección y no reconocer su biología.

Sandra era una mujer alegre de 30 años. Le encantaba la fiesta. Es disipada aunque muy responsable en su trabajo. Bebía, y su vida era feliz, hasta que conoció al que creyó el hombre de su vida. Se embarazó y logró que el padre fuera responsable los primeros años. La mujer no esperaba que la vida de matrimonio fuera tan tediosa y pesada. Se volvió neurótica y violenta, muy agresiva con el marido, muy impaciente con el hijo, siempre estaba gritando y maltrataba a ambos. El marido se hartó y la abandonó. Le ha costado mucho encontrar otra pareja porque ella es como es y así lo muestra. Y dice: “el hombre que me quiera, que me acepte como soy” Es fácil deducir que apenas le conocen una crisis violenta, que le ocurre en donde sea y frente a quien sea, el prospecto de galán huye despavorido.

¿Quién es la víctima?

El hijo, que es un joven depresivo, desamorado, sin estructura, con mucho dolor interno por ver a su madre sufrir y por la falta de guía de su padre.

¿Qué falló?

Buscar a la pareja en un ámbito equivocado. Advertir los rasgos neuróticos a tiempo y trabajarlos porque “los pecados de los padres se transmiten a los hijos hasta la tercera y cuarta generación” esta no es una acusación moralina es un principio espiritual.

No tendría por qué haber más madres solteras y si las hay, sería una bendición que lo fueran por elección y no para sufrir la condición, sino para que fueran felices y trajeran a hijos sanos y felices también, y no hijos desorientados y tristes.

Hay mucho por hacer en esa área. Hay que hablar de sexualidad a los niños y a los adolescentes para que asuman su vida sexual con responsabilidad y conocimiento de causa para que no les pase como en los casos anteriores y los que, seguramente, tienen a su alrededor los que me leen.

Conozco casos más severos pero, creo que con estos ejemplos bastan.

Si se ha de encontrar una mujer en la circunstancia de ser madre soltera, que lo disfrute. No sé cómo festejará el día de las madres ahora que todo está cambiando… sin duda que encontrará la manera. Pues a seguir luchando y…

¡Feliz día 10 de Mayo!.

Saludos cordiales.

9/Mayo/2016
 
Compártelo con tus amigos por
Escribe tu opinión sobre este artículo
 
• Inicio
• Quiénes Somos
• Mensajes de Superación
• Docencia
• Egresados
• Contáctanos
Visitas:
© Derechos Reservados - Excelencia Profesional Integral S. C. - Diseño: ¡Ya lo Encontré! El Directorio de México